El niño Mauricio

Mauricio es un niño bien, viste? Su padre un empresario muy conocido, ligado al poder político de todos los tiempos y por momentos también dueño de los movimientos de la farándula porteña. Las fiestas de Franco en Punta del Este eran la exclusividad de las revistas Gente y Caras. Quién iba, quién no, qué ropa, con quién se terminaba la noche, etcétera. Los Macri son una familia bien, viste?

Mauricio probó suerte como empresario y ocupó lugares preferenciales como presidente o vicepresidente de varias de las empresas del Grupo de papá. Claro que no solo por ser el “Grupo de Papá”, porque no todos los hermanitos de Mauricio ocuparon cargos tan altos. Algún merito se le había asignado, aunque claro que por error porque como empresario no pegó una el pobre.

El problema para Franco era que sus hijos no habían demostrado ser útiles a sus intereses económicos. El ciclo de las familias ‘bien’ se cumplía a la perfección en el clan Macri: una generación hace plata y la siguiente la gasta.

Franco entonces resolvió dar espacio a sus sobrinos y que sus hijos se dedicaran a otra cosa. El mimado Mauricio dijo que quería ser presidente y su padre se ocupó de que cumpliera su sueño: Mauricio fue presidente del Club Boca Jrs.

– No, papá! yo quería ser presidente de la Nación!

Mauricio no cumplía su sueño pero entraba a la política de la mano del club más grande y popular del futbol argentino. No era un mal comienzo. Solo había que asegurarle el éxito ahí y la plata de papá y sus ejecutivos estarían listos para ello.

La carrera había comenzado. Si bien la presidencia de Boca era una puerta de entrada, no era suficiente, había que hacer algo más. El niño Mauricio fue por un lugar como diputado nacional luego de perder la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. El niño no estaba para ser diputado, el quería ser presidente.

Su actividad parlamentaria fue lamentable. Pero había que seguir creciendo y consiguió volver al ruedo, esta vez como Jefe de Gobierno. Ahora sí. Solo había que poner como número dos a un cerebro que manejara los disparates del niño Mauricio: Gabriela se ocuparía de eso. El Grupo ya no dependería del lobby, tenía a un miembro del clan gobernando y ni más ni menos que el distrito más rico del país.

Empezamos a trabajar y Don Franco ‘vendió’ las empresas del Grupo que podían tener algún tipo de contratación con el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires a un empresario en ascenso y se instaló en Brasil. Ese empresario es Angelo Calcaterra, su sobrino.

Con lo que conseguimos que el niño Mauricio sea el Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires y pasamos todas las empresas a nombre de un sobrino al que veníamos preparando para el cargo y que como si fuera poco tiene otro apellido. Los expedientes de adjudicación de licitaciones no llamarían la atención y el crecimiento económico asegurado: Macri no contrataría a Macri sino a Ángelo Calcaterra que es Macri.

Hechos los negocios solo quedaba controlar a Mauricio. Que dedique el mayor porcentaje del presupuesto porteño a las obras que ejecutarían las empresas de papá. Hacer obras es PRO, hacerlas con las empresas de papá es ser agradecido.

Que para eso hubiera que terminar con las becas estudiantiles o los sueldos docentes, no era deseable para el futuro, pero tampoco central en la crisis del presente.

– Hay que hacer las obras, se lo prometí a papá.

Veredas: Mauricio empezó con ensanchar las veredas de Palermo. Es que quedan esplendidas. Ahora no se puede estacionar en las esquinas, pero no por la antipática línea amarilla, sino porque las veredas en las esquinas son enormes.

¿Alguien sabe cuál es la utilidad de eso? Más allá de la estética, porque es cierto, quedar lindo, queda.

Boulevard: La ciudad de Barcelona al niño Mauricio le parece una ciudad para imitar. Las avenidas en Buenos Aires tenían que ser como las de la ciudad catalana, tener un boulevard y en un futuro una bicisenda, porque quedan más lindas, o no? Cabildo y Libertador fueron las primeras. No me digan que no queda bárbaro. Apareció Gabriela y dijo:

– Rivadavia también. No hay que hacer solo en la zona de casa, Mauri, que las hagan también en otros barrios.

Bacheo: Tapar los baches. Eso hace un Jefe de Gobierno. Mauricio también. Pero no se fijó antes cuales eran las prioridades. Ni por tránsito, ni por grado de destrucción. Posadas entre Callao y Ayacucho a nuevo!!! Estaba impecable!!! Pero no importa, que lo vean trabajar sus amigos.

Como si todo esto no alcanzara, el niño Mauricio salió a correr por Palermo. Desde su casa hasta Pampa y Figueroa Alcorta. Fue con sus amigos una mañana de sábado. Estaban todos como siempre y Mauricio estaba feliz. El único cambio eran los dos autos con vidrios negros que los seguían con aguas frías para el Jefe de Gobierno y los chicos de la custodia.

Mauricio estaba en su mejor momento. Era la mañana del 8 de marzo de 2008. La gente al reconocerlo lo saludaba con una sonrisa y los autos le tocaban bocina. Mauricio decía que tocar bocina no era PRO pero no le importaba mucho esa mañana.

Al llegar al cruce con avenida Dorrego su cara cambió.

– Qué pasó con la onda verde acá -gritó visiblemente enojado

– Señor, vamos corriendo, no en auto, por eso no agarramos la onda verde -contestó un custodio preocupado por el enojo del jefe

El lunes siguiente Mauricio fue en auto y, además de notar que su custodio le había dicho la verdad, encargó al Ministro de Desarrollo Urbano que se instalara un puente en ese lugar.

UN PUENTE!!!

El ministro le repreguntó para estar seguro del pedido del jefe y Mauricio dijo:

– Un puente, como el de San Francisco, viste? bueno, eso, un puente!

El punte estaba planeado desde hace muchos años, pero razones de sentido común que asistieron a los jefes de gobierno que lo precedieron, y De la Rua fue uno, lo venían postergando.

En su primer año de gestión el niño Mauricio eliminó las becas a los estudiantes del secundario porque eran muy bajas: “¿Te parece que 80 pesos puede ser una beca?”, preguntó en el programa de Mirtha Legrand. La solución fue suprimirlas. Cuando empezó el invierno olvidó que muchas escuelas no tenían gas para calefacción. Rápidamente se puso a trabajar y a finales de septiembre consiguió que todas tuvieran, aunque sea sistemas precarios para pasar el invierno. Cuando le pidieron plata para los sueldos de los docentes dijo que ya no había plata. La Legislatura le dijo que reasignara partídas, pero que aumentara el sueldo a los docentes porque estaban entre los peores pagos del país. El niño Mauricio dijo que no.

La administración Macri subió un 300 % los impuestos municipales y un 100 % los peajes de acceso a la Capital Federal. La administración del niño Mauricio.

Mauricio es un niño bien… viste?

7 comentarios en “El niño Mauricio

  1. Es caja esto?
    Si es caja por qué nadie lo denuncia como tal?
    Por que las caceroleras de Barrio Norte salieron a putear cuando le tocaron el bolsillo al campo y no salen ahora que se lo tocan directamente a ellas? ya sé que muchas son del campo tb. pero no todas, y acá nadie dice nada.
    El ABL aumantó un 300% más o menos, los peajes otro tanto, los parquimetros un 40%, está llenando la ciudad de ellos, y quiere seguir recaudando!! cuál es el objetivo? hacer caja? y para qué.

  2. Los parquímetros. La suba de impuestos. La intención de imponer nuevos impuestos a los consumos. ¿Que falta para que se diga que lo que Mauricio quiere es hacer caja?

  3. Y encima ahora este cornudo me pone parquímetros en donde vivo, ya me subió el ABL un 300% y no conforme con eso ahora me esta poniendo parquímetros en todas las esquinas.
    Por que no se va un poquito al carajo!!!

  4. Que nota divertida. Yo me lo imagino a Mauri en sus reuniones de trabajo diciendo “Y dale que acá ponemos un puente?” Y algún asesor re piola le dice, “Si, a full y después le preguntamos a LOS VECINOS de qué color lo quieren” Y un tercero acota “Viva la gestión participativa”. Por suerte, creo que con esta gestión se incinera y nos lo sacamos de encima para siempre. Nos deja pedazos de cemento por todos lados pero él y Rodríguez Larreta desaparecen.
    Ah! y las veredas de Palermo le quedaron horribles.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s